• Colombia
  • Última actualización 2020-07-14 19:17:11
El cubreboca una de las principales armas para evitar contagiarse del Sars-Cov-2 que produce la Covid-19.
Navegando

Mascarillas afectivas para controlar la Covid-19

Distancia física, máscara facial y cubrebocas: la combinación ganadora para protegerse al máximo del Coronavirus Covid-19. Según esta investigación internacional.

Durante esta pandemia global por el Coronavirus Covid-19 han surgido múltiples confusiones sobre qué medidas son efectivas o no para prevenir algún contagio.

Conforme avanza el tiempo parece que algunas de las medidas rechazadas por las autoridades de algunos países en realidad correspondían a una intención política más que médica.

Bajo ese tenor uno de los temas más discutidos y controvertidos durante todo este tiempo ha sido la efectividad real del uso de protectores faciales, cubrebocas y la imposición de distancia física entre personas.

Por fortuna tenemos a la ciencia para aclarar todo este embrollo y  una investigación internacional publicada ahora por The Lancet viene a constatar que sí: las tres medidas son bastante efectivas, sobre todo si se aplican en conjunto.

Las tres medidas clave

El proyecto, coordinado por la Universidad McMaster en Canadá recopiló y analizó los datos de 172 estudios observacionales realizados en 16 países distintos. En todos ellos se evaluaban distintos aspectos de alguna de estas tres categorías:

Efectividad de medidas de distancia física.
Efectividad de máscaras faciales o cubrebocas.
Efectividades de lentes o accesorios de protección ocular.

Al analizar toda la información se sumaron más de 25 mil participantes. Todos partieron de la misma perspectiva. En donde el Coronavirus Covid-19 se transmite principalmente mediante gotas respiratorias.

Dichas gotas son expulsadas a niveles microscópicos pero peligrosos cuando una persona tose, habla fuerte o estornuda. Lo que abre la posibilidad de que el SARS-CoV-2 entre en contacto con ojos, nariz o boca.

Pero al usar estos accesorios y la medida de una prudente distancia física con los demás se encontraron hallazgos importantes:

Mantenerse a un metro de distancia de las personas reduce en un 97,4% el riesgo de entrar en contacto con el coronavirus.
Utilizar protectores faciales, gafas y anteojos reduce a sólo un 6% el riesgo de posibilidad de contagio.
Usar mascarillas faciales o cubrebocas baja a un 7% el peligro de contraer el SARS-CoV-2 por contacto con saliva.

En resumen y conclusión, utilizar las tres medidas blindan al máximo nuestra protección contra este virus.

Vía: Fayerwayer.com

Compartir esta publicación